3º.- SENSORES DE HUMEDAD PARA PLANIFICAR EL RIEGO DE JARDINES: abril-septiembre 2.001.
3º.- SENSORES DE HUMEDAD PARA PLANIFICAR EL RIEGO DE JARDINES: abril-septiembre 2.001.
   
INGENIERÍA Y AGUA
1º.-APLICACIONES DEL TITULO DE INGENIERO TÉCNICO AGRÍCOLA.
2º.- WATERMARK 30 KTCD NL MEDIDOR HUMEDAD.
3º.- SENSORES DE HUMEDAD PARA PLANIFICAR EL RIEGO DE JARDINES: abril-septiembre 2.001.
4º.- DISEÑO PISCINAS: FILTROS, TUBERÍAS, CLORACIÓN.
5º.- RIEGO POR ASPERSIÓN Y GOTEO.
6º.- MEDICIONES, DESLINDES Y AMOJONAMIENTOS.
7º.-CONTENIDO DE PROYECTOS, INFORMES, LEGALIZACIONES Y MEDICIONES. PLIEGOS DE CONDICIONES Y ESTUDIO BÁSICO DE SEGURIDAD.
Enlaces
Autor: Pedro Miguel Urzainqui, Ingeniero Técnico Agrícola.
PALABRAS CLAVE: jardines sin automatizar; areas de descanso e hidrosiembras en taludes de carreteras; sensores de humedad; medidor de electrónico de humedad; profundidad de raíces; lectura directa
INTRODUCCIÓN: Las precipitaciones en la Comarca de Pamplona son abundantes, por encima de los 900 mm anuales de media, 40 mm durante los meses de julio y agosto, siendo las primaveras húmedas.
La mayoría de los jardines públicos de la Comarca de Pamplona tienen instalados sistemas para el riego automático. Sin embargo quedan algunos a los que no ha llegado esa técnica por diversas causas; por ello el riego lo lleva a cabo un operario municipal o de una empresa de jardinería conectando una manguera a una boca de riego.
Eso crea conflictos en las empresas de jardinería al tener que distribuir su personal en épocas de máxima demanda de servicios de mantenimiento de jardines y de mayor escasez y carestía del agua: de mayo a septiembre; más aún cuando la zona a regar es un área de descanso o un talud de carretera o autopista a donde no llega acometida de agua, y esta hay que llevarla en camiones y la empresa de jardinería pone el agua.

En todos estos casos es de capital importancia conocer el momento hídrico de cada parterre para disponer de personal, vehículos y agua.
Sabido este dato se podría ahorrar gasoil, agua y destinar el personal a otras tareas. Incluso más que ese dato la evolución del suelo respecto al agua: tiempo que tarda en perder la humedad aportada y/o agua necesaria para mantener un nivel hídrico adecuado.

INSTRUMENTAL EMPLEADO:

SENSORES DE HUMEDAD, formado por dos electrodos embutidos en una matriz de arenas finas que facilitan el contacto con la humedad del suelo, para usar con el medidor de humedad SEN-W5SS.

Medidor electrónico WATERMARK 30-KTCD-NL, de IRROMETER indicado para medir la humedad del suelo y controlar la frecuencia y dosis de los riegos. Percibe la señal del sensor SEN-W5SS. Un medidor permite realizar las lecturas de todos los sensores disponibles. Conexión mediante pinzas cocodrilo.
Lectura digital de 10 a 200 centibares

Estos instrumentos tienen como antecesor al tensiómetro de punta cerámica, cilindro hueco

de plástico trasparente relleno de agua que es cedida o es tomada al/del suelo según la humedad del mismo. La fuerza con que el suelo atrae esa agua se refleja en un vacuómetro en centibares. Su margen de medida es mucho menor que la del WATERMARK, la punta cerámica no debe tocarse con las manos, pues la grasa corporal crea zonas por las que el agua no circula y las lecturas obtenidas son erróneas. Por otra parte hay que vigilar que no se quede sin agua el cilindro.
El antecesor inmediato del WATERMARK 30 KTCD NL es el WATERMARK, al que se le introduce la temperatura del suelo girando un dial en lugar de pulsar sucesivamente los dígitos hasta que sale la temperatura deseada.
El sensor SEN-W5-SS tiene su origen en los bloques de yeso de transferencia eléctrica. Bloques de yeso con dos electrodos embutidos en su masa y que dan la humedad en función de la resistencia eléctrica entre los electrodos.

PLAN OPERATIVO: con el fin de aquilatar esos límites y poder planificar medios humanos y materiales, se puso a disposición de JARDINERÍA EKILORE, de Mutilva Alta (Navarra),dos sensores de humedad SEN W5SS y un medidor WATERMARK 30 KTCD NL.

INSTALACIÓN:se instaló un sensor en la mediana de la Av. de San Jorge y en un parterre en la Pza. Juan XXIII ambos en Pamplona.
La mediana está formada por seto de durillo (Viburnum Tinus) y cesped. El parterre consta de cesped, un roble joven y un macizo floral en un extremo. El suelo es arcilloso en ambos. Los sensores se colocaron a nivel radicular.
Se practicó un surco con la profundidad de las raíces, unos 10 cm, en un extremo de él se colocó el sensor húmedo, por él se condujo el cable con los terminales hasta los adoquines limitadores de la mediana y parterre y se cubrió los terminales con un trozo de tubo de PE de 20 mm doblado sobre sí mismo y dejando a la vista la parte doblada.

TOMA DE LECTURAS: se planificó tomar lecturas con el medidor de humedad cada 4 días desde el 17 de marzo hasta el 20 de septiembre.

Evolución de las lecturas: Se inició la toma de lecturas con el precedente de un invierno sin lluvias desde diciembre, por lo que los sensores se secaron rápidamente y las lecturas leídas fueron creciendo durante las tres primeras lecturas.
Abril y mayo trajeron lluvias suficientes coma para evitar suministrar riegos, como así lo fue reflejando en su led el WATERMARK 30-KTCD-NL.
Junio por el contrario fue un mes seco y eso se vió corroborado por las lecturas tomadas con el WATERMARK. Sin embargo las lluvias caídas los meses precedentes crearon una reserva en esos suelos arcillosos y se pudo distanciar los riegos, dándolos con una frecuencia de 10 días, a pesar de los índices tan altos leídos en el WATERMARK.

El mes de julio también se presentó seco y así lo fueron reflejando las lecturas tomadas con el WATERMARK, aunque tuvo periodos de tiempo fresco acom-pañado de alguna llo- vizna, principalmente durante la primera quincena del mes, lo que propició dar fiesta durante esos días a los encargados de las zonas estudiadas, regando ambas zonas el día 5 y posteriormente el día 17. Durante este mas los riegos pasaron de dos a la semana en 1.999 a ser semanales en 2.000.

Durante el mes de agosto las lecturas han sido altas y como consecuencia se dió un aumento en los riegos que han pasado a ser tres cada dos semanas en vez de uno a la semana como en el mes de julio. Las altas temperaturas y abundancia de días de sol han ocasionado una mayor evapotranspira-
ción, y así lo han reflejado las lecturas
El mes de septiembre, hasta el día 20, fecha límite de la experiencia, las lecturas han sido menos altas a causa de un menor número de días soleados y temperaturas más bajas, y también ha habido la falta de lluvias, por lo que la presión del calor también ha bajado. No obstante se ha seguido suministrando 3 riegos cada 2 semanas ante la escasez de agua.

EN RESUMEN:
1º El número de riegos ha bajado de 27 riegos dados en 1.999 y años precedentes, a 17 riegos este año.
2º Se ha dispuesto del personal de manera más adecuada a las necesidades del mismo y de la empresa.
3º De cara al próximo año se seguirán realizando más experiencias de este tipo en otras zonas de la geografía Navarra.

20 junio 2006
 
urzainqui@galeon.com
para más información
urzainqui@ono.com